Deberes sí o no

Deberes…¿sí o no?

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

En los últimos años cada vez que empieza el curso escolar surge la misma polémica acerca de si los niños deben realizar tareas o no fuera del centro escolar, polémica que se ha visto reforzada recientemente por campañas publicitarias e incluso por la llamada a la huelga de deberes en el próximo mes de noviembre por parte de Ceapa.

Deberes sí o no

Entonces… ¿qué es mejor?
Depende de la edad

Lo primero que es importante destacar es la edad del niño, estoy de acuerdo que hacer deberes con 5-6 años es excesivo pero también lo estoy en que los 12-13 años cuando empiezan la secundaria puede ser demasiado tarde para adquirir una rutina de trabajo.

La variedad y necesidad real de esos deberes

Otro principio primordial es la cantidad y la variedad de los deberes, por ejemplo, hacer 4 divisiones cuando se está aprendiendo puede ser útil, hacer 5 hojas de cuentas variadas prácticamente iguales a las que se han hecho los dos cursos anteriores solo puede lograr una mayor desmotivación de los escolares hacia las tareas. En lo referente a la variedad, ¿por qué no procurar que esas tareas extraescolares sean distintas a las que se pueden realizar en el área, investigando sobre temas de especial interés para los alumnos?

Las comparaciones con otros países son odiosas

Muchas veces cuando se realizan críticas contra los deberes se establecen comparaciones con otros países donde se obtienen mejores resultados escolares diciendo que en estos países se han eliminado los deberes, pero no debemos olvidar que hay otros factores que seguro que pueden incidir en esa variación: ratio alumnos/profesor, acceso a diversos medios tecnológicos o de aprendizaje, formación del profesorado, etc.
Por tanto, considero que sí que es cierto que en muchos casos las tareas que tienen que realizar los niños en casa es excesiva pero la única solución a todos los problemas educativos no es la eliminación total de los deberes sino su limitación, racionalización y quizás renovación en el tipo de tareas a realizar.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *